MÁS INFORMACIÓN EN:
Semana social 2018
COMPARTIR EN:

El Programa de Voluntariado del Grupo ”la Caixa” nace en el año 2005 con la finalidad de apoyar las inquietudes solidarias de sus empleados, jubilados, amigos y familiares, así como facilitarles la realización y el desarrollo de iniciativas altruistas y de cooperación de una manera organizada y eficaz

Su principal objetivo es fomentar y potenciar el voluntariado como valor de solidaridad y participación de la población en la lucha contra situaciones de pobreza y exclusión. Y aunque el programa nació como tal en 2005, cabe recordar que ya Francesc Moragas, el primer director general de “la Caixa”, en 1935 hizo una declaración de principios al semanario El Mirador en la que resumió el espíritu que imbuyó después a la entidad financiera: “Soy el hombre más ambicioso del mundo. Al no tener necesidades, he hecho mías todas las de los demás”. Así, “la Caixa” nació con una finalidad social orientada a evitar la exclusión financiera y con voluntad de compromiso con el desarrollo socioeconómico de su territorio, explorando nuevas vías de acción social.

Actualmente, en las actividades de voluntariado se incluye también a los clientes y a la totalidad de los empleados del Grupo. Así, el Plan Director de Voluntariado 2017-2019 contempla acciones de compromiso puntual y de compromiso continuado en colaboración con entidades sociales de toda España, y se gestionan principalmente a través de la plataforma web www.voluntarioslacaixa.org. Las actividades de voluntariado apoyan distintas causas sociales, de salud, educativas, medioambientales y culturales, en colaboración con una gran diversidad de colectivos. El programa está presente en redes de voluntariado, como Voluntare, International Association for Volunteer Effort (IAVE) e Impact 2030.

El desarrollo del modelo de gestión de voluntarios de “la Caixa” se rige por los valores de compromiso social, responsabilidad y excelencia. Con estos faros en el horizonte, las líneas de actividad de voluntariado que contempla el Plan Director de Voluntariado 2017-2019 se concentran en optimizar los resultados, focalizando las actuaciones de la asociación en cinco líneas de actividad:

SEMANA SOCIAL

Desde 2015, CaixaBank ha creado y liderado la iniciativa de la Semana Social, en la que durante nueve días se ofrece a los empleados la oportunidad de participar fuera del horario laboral en actividades de voluntariado locales, vinculadas a entidades sociales beneficiarias de los programas de ayudas de la Obra Social Descentralizada. La implicación en esta iniciativa ha ido creciendo año tras año, hay que destacar, especialmente, la recién finalizada en el mes de abril y en la que se ha contado con más de 10.000 participantes. Los usuarios y beneficiarios de 1.500 entidades han recibido más de 25.000 horas de voluntariado de nuestros empleados.

Voluntariado corporativo

El voluntariado corporativo, entendido como el conjunto de actividades promovidas por una empresa, tiene como finalidad la implicación y participación libre de sus empleados a través de la dedicación de su tiempo, capacidades y talento a causas, proyectos y organizaciones sin ánimo de lucro. A escala internacional, el rol del voluntariado corporativo está reconocido a través de la iniciativa Impact 2030, un proyecto liderado por las Naciones Unidas, en colaboración con grandes empresas como CaixaBank, con el fin de movilizar a voluntarios para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU.

Las cifras reflejan el auge y la importancia del voluntariado corporativo para esta entidad. En 12 años, el número de integrantes de la Asociación de Voluntarios “la Caixa” se ha multiplicado por cinco, y a finales de 2017 ha llegado a contar con 10.498 voluntarios, de los cuales 3.462 participaron como mínimo en una actividad durante el año. A lo largo del 2017 se registraron un total de 3.225 actividades y 26.053 participaciones. Toda esta actividad significó un total de 87.143 horas de voluntariado que repercutieron en 182.173 beneficiarios directos.

El Grupo CaixaBank continúa, hoy día, diferenciándose de otros competidores por su implicación y compromiso con la sociedad, apostando por el desarrollo de la actividad bancaria basada en los valores corporativos de calidad, confianza y compromiso social. CaixaBank aspira a consolidarse como el paradigma de una banca responsable y comprometida socialmente, y como referente en buen gobierno corporativo. Así, la responsabilidad social corporativa se encuentra en el trasfondo de la gestión diaria de la entidad y de su estrategia global y, debido a su carácter transversal, afecta a todas sus partes.